domingo, 8 de junio de 2008

war, inc.

Hace unas cuantas semanas que venía pensando en cómo escribir un post que no mencionara la guerra para nada. Me cansé de entrar a leer wired y ver continuamente notas sobre armas (hasta en Sex Drive!), entrar a new scientist o al scientific american y encontrarlas llenas de titulares sobre las nuevas tecnologías aplicadas en el campo de batalla o como controlar mejor a la gent... digo a los enemigos...
A ver... una prueba... les apuesto que si entro ahora mismo en la página de la national geographic, alguno de los artículos va a tener que ver con el tema. Gané.

Entonces, pensaba en como hacer un post que hablara sobre esto, sin mencionarla en absoluto. Y no pude, ya desde el título. Vivimos en una sociedad en guerra. Es increíble como la amenaza de la inseguridad puede ser más peligrosa que el motivo de la inseguridad en sí.

Y me acuerdo del fantasma que se levantaba frente a Whitman, mientras él meditaba en silencio:

As I ponder'd in silence,
Returning upon my poems, considering, lingering long,
A Phantom arose before me with distrustful aspect,
Terrible in beauty, age, and power,
The genius of poets of old lands,
As to me directing like flame its eyes,
With finger pointing to many immortal songs,
And menacing voice, What singest thou? it said,
Know'st thou not there is but one theme for ever-enduring bards?
And that is the theme of War, the fortune of battles,
The making of perfect soldiers.

Be it so, then I answer'd,
I too haughty Shade also sing war, and a longer and greater one than any,
Waged in my book with varying fortune, with flight, advance
and retreat, victory deferr'd and wavering,
(Yet methinks certain, or as good as certain, at the last,) the
field the world,
For life and death, for the Body and for the eternal Soul,
Lo, I too am come, chanting the chant of battles,
I above all promote brave soldiers.


Claro que una cosa es luchar, como dice el poeta, "for life and death, for the Body and for the eternal Soul" y otra muy distinta es salir a matar gente a gran escala (o a la escala que sea) por algunos barriles de petróleo y un par (de miles de millones) de moneditas.

Hace unos años iba caminando por una calle, en un país no tan lejano, y me crucé con un hombre sosteniendo un cartel. El cartel hablaba de varias atrocidades que había organizado el gobierno de los e-e-u-u en américa latina. Me detuve a leerlo y mientras lo hacía, una mujer se acercó al hombre y empezó a explicarle que su marido estaba en Iraq, y que si no le parecía que salir a protestar contra la guerra era antipatriótico. Estuvieron hablando un rato, discutiendo calmadamente. En un momento el hombre me preguntó de donde era yo y le dije que Argentina. Me preguntó si había escuchado hablar de la Escuela de las Américas y le dije que sí. El hombre se lo empezó a explicar a la mujer y le dijo que lo lamentaba, que su marido seguramente sería un buen hombre, pero que había tomado la desición equivocada. La mujer se fué llorando, en ese momento me imaginé su desesperación y lo lamenté por ella. La protesta era minúscula, y ahora no recuerdo si era en el Boston Commons o en Harvard Square. Me pregunto si el marido de esa mujer seguirá vivo. Y a cuantos habrá matado.

Porque finalmente, la guerra se trata de eso, ¿no? De matar gente. Destruir. Me acuerdo después del once de septiembre, esa semana nos juntamos a cenar con unos amigos, recuerdo el sentimiento de desolación. De eso no se trata la guerra.

Bueno, pero a lo que iba. Esta semana vi la película War, Inc, una comedia negra sobre la guerra en el medio oriente. John Cusack hace de un mercenario del gobierno de USA (Dan Aykroyd es el vicepresidente) que viaja a "Turaqistan" para eliminar a uno de los ministros del nuevo gobierno que pretende nacionalizar el ducto de petróleo. Es una película increíble, más que nada porque es una comedia que no es graciosa para nada. O más bien, que causa el efecto de que uno se ria por desesperación, porque me imagino que lo que está mostrando la película es exactamente lo que está pasando. Me imagino digo, porque no puedo aceptar que cuando unimos todas esas partecitas tremendas del bombardeo informativo sobre la guerra, este es el cuadro que se obtiene.

Hay otra cosa. Comentando la película con otra persona, me decía que lo que le molestaba es que el personaje de Cusack podía ser considerado como... no recuerdo la palabra... creo que noble. Bueno, el personaje de Cusack empieza la película matando a cuatro o cinco alemanes en un bar en Alaska. Es un tipo que se está desintegrando y al que no le molesta demasiado matar al que le digan, con tal de no tener que pensar. No se qué tan noble puede sonar eso. Se enamora de una periodista, de la cual no sabemos nada de nada, cuyo rol parece ser el de actuar de catalizador/testigo de la desintegración de Cusack. De trasfondo hay una secuencia de escenas una mas bizarra que la otra. Cadenas de fast-food que desembarcan con las tropas. Una zona "segura" que se llama "la ciudad Esmeralda". Un Virrey yanqui que solamente habla a través de un circuito cerrado. Un grupo de productores de snuff. Flashbacks a una historia personal del mercenario que se pone a cada momento más extraña. Un número de baile con lisiados de la guerra usando prótesis robóticas. Soldados drogados para mantenerse despiertos.
Un ¿héroe? ¿qué? que va por ahí diciendo cosas como:

"Brand Hauser: Look, we've already kicked the shit out of this place. What are we supposed to do? Turn our backs on all the entrepreneur possibilities? Business is a uniquely human response to a moral or cosmic crisis. Whether it's a tsunami or a sustained aerial bombardment, there's the same urgent call for urban renewal. "

En fin, si no leíste sobre todo esto en las noticias que comentaba al principio o en cualquier diario de por ahí, es que vivís en un tupper. Podés ir a la wikipedia también para darte una idea de las bondades de tercerizar servicios: http://en.wikipedia.org/wiki/Blackwater_Worldwide. O, como dice Cusack en la entrevista:

VF Daily: It takes place in the fictional Middle Eastern country of Turaqistan, where your character, a hit man, plans the assassination of an oil minister while overseeing a trade show as a cover. Were you worried that people might be offended by some of the scenes, like the trade show’s chorus girls with prosthetic legs?

I think the idea was to make it offensive. I think what’s happening is offensive. The types of vertical integration that are going on are obscene: these companies that are making money off the bombing of a place and the reconstruction. This is deeply troubling stuff. Strangely, many of the things we put in the movie are not even that absurd. Rumsfeld was hosting a ski tournament for soldiers who had lost a limb and he was also sitting on the board of a company that was making the prosthetic limbs. There’s nothing we could do in the movie that has a fraction of the real obscenities of the war profiteers and the mercenaries and these so-called free marketeers who basically set up a fast protectionist’s racket.

¿Y a qué va todo este rant? A nada, por supuesto... Ah, sí, claro, yo estaba tratando de ignorar la realidad.
Y no me salió.

5 comentarios:

DreamWarrior dijo...

Y sí, se hace difícil de ignorar, la guacha.
Ya es la segunda vez que nombrás esta película, así que tal vez sería cuestión de verla.

En un tono para-nada-cómico... viste The Corporation? Esa hay que difundirla...

chalten dijo...

hola barb, no la ví todavía, tengo varias pelis encoladas, creo que la siguiente es zeitgeist pero esa tb está en la lista. saludos!

DreamWarrior dijo...

Es alguna de estas dos?

http://www.imdb.com/title/tt1166827/

http://www.imdb.com/title/tt0759952/

Quiero saber cuál poner en mi lista de "para ver".

De paso, te recomiendo Listal para todo eso:

http://www.listal.com/signup/302f12c839292

chalten dijo...

La primera (http://www.imdb.com/title/tt1166827/), sería Zeitgeist, The movie. Pero la otra que mencionás puede estar interesante también.

DreamWarrior dijo...

Muy bien. Ya están en mi Listal para ver. =)